La alarma de Securitas Direct Verisure combina distintos tipos de dispositivos para garantizar la detección de intrusos y disuasión de posibles robos. Los sensores de movimiento por ejemplo, cumplen un triple objetivo: evitar que se produzca una intrusión, detectarla en caso de que ocurra y resolver rápida y eficazmente cualquier incidente sufrido por los clientes.

Entre los dispositivos de la Alarma Verisure más demandados por los clientes se encuentra el sensor de movimiento. Se trata de un potente fotodetector, con flash integrado, capaz de tomar fotos incluso en la oscuridad. En el momento en el que este dispositivo detecta un intruso, manda la secuencia de imágenes a nuestra Central Receptora de Alarmas. En ese momento, nuestro equipo analiza las imágenes captadas y contacta con la Policía en caso de peligro.

Las imágenes quedan grabadas en el Centro de Procesamiento de Datos de Securitas Direct por si fuera necesario mostrarlas como prueba para el seguro de hogar y para la Policía.

El fotodetector cumple una misión clave: permite identificar la naturaleza del peligro. Cuando conectas la alarma, activas también el sensor de movimiento y la cámara del fotodetector, a partir de ese momento, cualquier intrusión quedará automáticamente registrada.

Estas son sus características técnicas:

– Cámara integrada a color

– Inmune a insectos

– Sensor de movimiento por infrarrojos

– Flash incorporado para visión nocturna

– Envía secuencias de imágenes

– 3 modos de activación

– 12 metros de alcance

Nuestros dispositivos están siempre activos para que nuestros clientes puedan estar tranquilos. El año pasado Securitas Direct Verisure avisó a la Policía de 48.377 intentos de robo…. Confíanos tu seguridad.